La Compañera Rosario Murillo, Vicepresidenta de Nicaragua destacó este lunes el hecho que en el pueblo de Nicaragua va renaciendo y más fuerte cada día la paz, la normalidad, la tranquilidad, la seguridad, todo como producto del espíritu, del afán, del compromiso cristiano, generoso, socialista, solidario de todos los nicaragüenses.

Agregó que sencillamente “Nicaragua camina, avanza, quiere, trabajar en paz, algo muy simple, con absoluto respeto a su identidad, nuestra identidad, a su dignidad, nuestra dignidad, a su fe, nuestra fe. Porque somos un pueblo creyente, devoto y amante de la verdad. Decir la verdad todos los días para poder creer“.

“Nosotros promovemos ese encuentro alrededor de la verdad, no cometer el pecado de realizar falsos testimonios o mentir, decir la verdad. Somos un pueblo que quiere vivir su verdad, un pueblo que ha sido vilmente atropellado, durante varias semanas, sobre todos los pobres, la clase media emprendedora, trabajadora, del campo, de la ciudad. Por eso decimos los pobres, los que tiene pequeños y medianos emprendimientos, en el campo y la ciudad, fueron severamente golpeados”.

La compañera explicó que aquí hubo un intento de derrocamiento de un gobierno legítimamente electo y un intento de derrocamiento dirigido, con una visión clasista: Afectar a los pobres, indisponer a los pobres, “porque es afectar a los pobres, para indisponer a los pobres para que culpen a otros, en este caso a un gobierno que venía cumpliendo con todos sus programas y proyectos socio productivos y ellos escondidos detrás de falsos testimonios o identidades, escondidos, aparentemente ocultos, porque nada hay oculto bajo el sol, financiaban, ejecutaban, pagaban a otros para que hicieran , trancaron y secuestraron a todo el país, y afectaron a los pobres. Por eso decimos que fueron eventos de elevado contenido clasista”, subrayó.

No obstante, dijo que no vamos a quedarnos como estatuas de sal. “Exigimos justicia. Que paguen por sus crímenes. Porque son 198 hermanos nicaragüenses los que ya no están y ellos los mataron. Que paguen por sus crímenes y que dejen ya de abusar de la paciencia del pueblo. Que dejen ya de perturbar el afán de paz de la mayoría de los nicaragüenses y sobre todo que dejen de perturbar la necesidad de trabajar que tienen las mayorías nicaragüenses”.

“Porque queremos trabajo y paz, porque queremos trabajo honrado para prosperar, porque queremos educarnos para prosperar, porque queremos estar sanos para prosperar, vivir sanos para trabajar mejor y para prosperar, porque queremos dignidad, exigimos dignidad. Somos dignos y exigimos respeto desde nuestra dignidad, porque desde nuestra dignidad queremos y reclamamos el espacio para que se nos reconozca a todos nuestros derechos, como seres humanos, como personas, miembros de un pueblo, de una comunidad sana, que ha sido ofendida, que ha sido irrespetada, que ha sido severamente golpeada, dañada”.

Rosario destacó que el hecho de que, si no fuera porque los nicaragüenses tenemos un alma grande, seríamos todos parte de un gran trauma.

“Ahorita somos, no sobrevivientes, sino luchadores, un pueblo luchador. Y porque somos grandes como pueblo, porque tenemos fe y todo lo podemos en Cristo que nos fortalece. Hemos vivido todo este tiempo de oscuridad, todo este tiempo de tinieblas, todo este tiempo de perversidad, sin amargarnos. Los amargados están en otro lado, lo que no entienden es que Nicaragua quiere paz”.

Agregó que en nuestro país todo el mundo quiere trabajar honradamente, ganarse el pan honradamente, llevar el pan a la mesa honradamente.

¿Cuántos pequeños y medianos empresarios de turismos están contentos porque ya se va paulatinamente recuperando el turismo?  Vino un crucero este fin de semana San Juan del Sur, casi 600 personas de las 739 se bajaron, circularon, departieron, comieron, tomaron, anduvieron en bicicleta, pasearon, disfrutaron de la Nicaragua Linda y Buena que mostramos con mucho orgullo. Cuánto trabajo también para promover la belleza patrimonial de Nicaragua desde todos los departamentos porque Matagalpa es Siempre Linda, Jinotega es Siempre Linda, Chinandega, León, Masaya, Granada Siempre Linda y la gente quiere trabajar. Y el turismo nacional e internacional es una manera de ganarnos la vida honradamente y elaborar ropa, artesanía, todo lo que se lleva los turistas, nuestros productos locales, pero que también nos sentimos tan orgullosos”.

Añadió Rosario que es esa es la voluntad de un pueblo que quiere ir adelante, siempre más allá avanzando con tranquilidad y en amor al prójimo. Un amor cristiano.

“Todavía quedan esos rescoldos, esos puchos, que todos los días quieren hostigar el afán de trabajo de un pueblo, impedirlo claro, no es lo mismo el que está comiendo salteado, que el que come demasiado, y hasta se engorda. No es lo mismo. Pensemos en todos. Pensemos en los demás. Pensemos en los que necesitan trabajar, ganarse la vida, pensemos siempre como cristianos”.

Hizo un llamado a que seamos generosos, solidarios, “dejemos de hostigar a quienes quieren trabajar. Porque todavía pretenden seguirlo haciéndolo, pero el alma nicaragüense que sabe de luchas, de honor, que sabe enfrentar todas las circunstancias, buenas, bonitas, adversas, difíciles y siempre ganar. Porque es un pueblo de fe y porque cumple con los planes de Dios y porque respeta y practica la palabra de Dios este pueblo nicaragüense va a ir siempre adelante. Decíamos que no hay odio o mentira que pueda tener victoria en esta Nicaragua. Estamos decididos todos los nicaragüenses a vivir en paz, a no dejarnos perturbar, a que la seguridad se vaya afianzando cada día y a que el trabajo sea nuestro digno laurel, a como dice nuestro himno nacional. A eso estamos decididos, y a eso vamos y en eso estamos”.

Dijo que gracias a Dios que tenemos un presidente que se preocupa por todos y que se ha comprometido toda su vida en opción preferencial por lo pobres para que dejemos la pobreza. Para que nuestro país deje de ser pobre.

“Tenemos todas las condiciones para prosperar y para progresar, por eso hay que recuperar y consolidar todos los días la paz y la seguridad. Y garantizarla, y estar vigilante y estar alerta de manera que nadie se atreva a arrebatarnos el derecho al trabajo y el derecho a la seguridad y la paz. Que nadie se atreva. Porque este pueblo nuestro es un pueblo grande, es un pueblo con potencia espiritual y, sobre todo, es un pueblo decidido, que sabe conquistar el presente y conquistar el porvenir”, enfatizó.

Murillo anunció una cantidad de Eventos que se estarán desarrollando en los próximos días desde las Alcaldías, desde las Instituciones del Estado nicaragüense, “empeñados como estamos, responsabilizados como estamos de servirles mejor, si cabe, cada día. Fortalecer las Capacidades de nuestro Pueblo a través de las Instituciones, fortalecer el Trabajo, fortalecer la Paz, fortalecernos cada uno de nosotros en esta Nicaragua, Cristiana, Socialista y Solidaria!”

Agregó que poco a poco se irán desterrando las nubes negras que hemos tenido encima de nuestro país. “Y se irán también desmontando las campañas de desinformación, distorsión, calumnias, desprestigios, que los que no aman a Nicaragua se encargan todos los días de atizar. Pero, como hemos dicho en días anteriores, no hay mentira que dure tanto, sobre todo cuando hay un Pueblo que demuestra lo contrario, que muestra la Verdad de Nicaragua”.

Dejó claro que los que no aman a Nicaragua quedarán relegados, “quedarán amargados, quedarán hirviendo en sus propios jugos de odio, de rencores, de amarguras. Pero ese no es ni por asomo un gran número de nicaragüenses. Son los menos. Y Ni Pudieron, Ni Podrán. Porque la mayoría del Pueblo nicaragüense todos los días se levanta diciendo:  Todo lo puedo en Dios que nos fortalece. Y no se incluye allí destruir un País, ni quitarle la Vida a nadie”.

“Todo lo puedo en Cristo que nos fortalece implica Vida, Respeto, Respeto a la Vida, Promoción de la Vida, y Promoción y Construcción de la Paz todos los días, entendiendo que quienes tienen más necesidad deben de poder ejercer su Derecho a Aprender, a Emprender, a Trabajar, y a Prosperar, porque ese es el Plan de Dios para Nicaragua”.

Que la Pobreza vaya quedando atrás, como también la Pobreza Espiritual de todos los que pretendieron destruir este País, o destruir al Pueblo, eso va quedando atrás como una pesadilla, va quedando en el basurero de la Historia; como decía el Comandante Borge, de los traidores y cobardes cuando escribió la Canción para Carlos Fonseca : “Serán referencia de una vieja historia”.