La militancia joven se dio cita la mañana de este ocho de noviembre en el mausoleo del Comandante Carlos Fonseca Amador, padre de la Revolución Popular Sandinista, quien hace 42 años con su sangre abonó la lucha del pueblo el cual se alza en la defensa de la paz.

El acto de homenaje inició desde muy tempranas horas con la puesta en escena de las diferentes etapas de la vida de Carlos Fonseca, un hombre firme cuyo ejemplo aún florece en las nuevas generaciones de jóvenes nicaragüenses.

“42 años del tránsito a la inmortalidad de nuestro padre de la Revolución Sandinista, 42 años del paso a otro plano de vida del Comandante Carlos Fonseca, extrañamos su presencia física pero no su legado porque está presente en nuestras luchas y victorias, tayacán vencedor de la muerte, hecho de la misma fibra patriótica del General Sandino, de luz, vida y verdad”, expresó Milton Ruiz, coordinador nacional de Juventud Sandinista.

Los miembros del consejo nacional de Juventud Sandinista tras colocar una flor en el mausoleo donde descansan los restos del fundador del Frente Sandinista reafirmaron su compromiso de lucha y defensa se la soberanía y la paz.

“Vemos al comandante Carlos en la sonrisa de los niños, en el trabajo de la juventud, en el campesino, el obrero, el comandante Carlos representa el avance de este modelo que es cristiano, socialista y solidario. El comandante Carlos nos convoca cada mañana a construir el sol de cada amanecer y acá estamos ante su memoria histórica dando continuidad a ese legado que se mantiene vivo en cada lucha y tarea revolucionaria, hoy nos convocamos por las conquistas y la defensa de la paz y esa es la mejor herencia de su legado”, añadió.

“Seguimos trabajando por la defensa de la patria para seguir levantando en alto nuestra bandera azul y blanco junto a la bandera rojinegra”, subrayó Ruiz.

AMPLIACIÓN EN BREVE…

js

js

js

js

js